Menú Principal

Foro Valen y auditorio

Con el propósito de nutrir al país y al nuevo Gobierno Nacional con información actualizada sobre el sector, se realizó el Foro Impulsando la formalización laboral del trabajo doméstico, el pasado 13 de octubre en la Universidad de los Andes en Bogotá.

Imágenes del foro en este álbum de fotos

Fue el escenario para presentar un panorama desde distintas ópticas, empezando por la mirada analítica de las empleadas, para comprender cómo se ha abordado este sector de la economía del cuidado. Por ello, se expuso un balance en la implementación del Convenio 189 sobre las trabajadoras y los trabajadores domésticos de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) en el país.

También, entre el Gobierno Nacional y las voceras de las trabajadoras domésticas, se platearon las necesidades, retos y oportunidades en materia de acciones estatales; se presentó un estudio sobre experiencias internacionales de incentivos a la formalización laboral en gobiernos latinoamericanos y europeos; otro sobre el impacto de la formalización en la vida de las trabajadoras domésticas y un balance de obstáculos de las empleadas en el acceso a la justicia.

“Sin duda, estos espacios nos permiten seguir trabajando de manera conjunta en el impulso a las políticas públicas que brinden más recursos para garantizar una mayor formalidad en este sector tan importante para la economía del país”, comentó Claribed Palacios García, presidenta de la Unión de Trabajadoras Afrocolombianas del Servicio Doméstico (Utrasd).

El panorama expuesto
Este espacio académico fue, igualmente, el escenario para fortalecer la alianza de las organizaciones del movimiento social por el trabajo decente para el trabajo doméstico remunerado.

“La carrera no ha sido fácil. Hoy por hoy, pese a que las trabajadoras domésticas constituyen una de cada cinco mujeres que ganan un salario por su trabajo en América Latina, en Colombia las cifras oficiales están por encima de las 600.000, es decir, la informalidad laboral supera el 80%”, expresó Valentina Montoya Robledo, profesora asistente de la Facultad de Derecho de la Universidad de los Andes.

Es preciso reiterar que en Colombia cerca de 670.000 mujeres son empleadas domésticas (el 7% de la población ocupada femenina del país, de acuerdo con cifras del DANE) y de ellas solo 14% está afiliada al Régimen contributivo, 3.9% recibieron la prima de servicios y el 13% está afiliadas para su jubilación, lo que equivale a que el 87% no tienen la opción de pensionarse.

Las ponencias dejaron ideas, datos y retos concretos:

  • Son diversos los avances, retrocesos, deudas y desafíos en materia de derechos laborales, inspección laboral y derechos políticos de las trabajadoras del hogar en el país en el marco del Convenio 189. Uno de los aspectos que dan cuenta de temas pendientes es el salario promedio de las trabajadoras remuneradas del hogar en el país: en 2019 equivalía a un 66% del salario mínimo legal vigente.

  • Se espera que el Gobierno Nacional priorice el sector a través de la inspección laboral; velar por un verdadero acceso a la justicia administrativa; garantizar la gestión de seguridad y salud en el trabajo; y promover un verdadero diálogo social a través de la reactivación de la Mesa Tripartita de seguimiento del Convenio 189 de la OIT.

          Clic aquí para ahondar en las palabras del Gobierno Nacional, en cabeza del Viceministro Edwin Palma y de la esponsable de Género del Ministerio

  • Una de las deudas pendientes es asegurar la existencia de mecanismos para el acceso efectivo a la justicia. Más de cien mujeres empleadas domésticas, gran parte de ellas sindicalizadas, hicieron parte de este análisis para la formulación de recomendaciones que permitan un avance más efectivo de los objetivos de la implementación del Convenio, impulsado por el liderazgo de la Mesa Tripartita de Trabajo Doméstico.

  • En el mundo, el trabajo doméstico remunerado es uno de los que mayores dificultades enfrenta para su formalización laboral. Aspectos como la feminización y el racismo han bloqueado sus condiciones dignas y justas. Se presentaron experiencias y retos de varios países de América Latina y de Europa para acelerar la formalización laboral en este sector y que podrían tener impacto en la agenda de trabajos domésticos remunerados en Colombia.

  • Symplifica, empresa que agilizar la formalización laboral de trabajadoras domésticas y que logró ingresar a la formalidad a 22.000 trabajadoras domésticas en Colombia, lideró el primer estudio que midió el impacto de la formalización laboral en la vida de estas empleadas y reveló, entre otros detalles que de estas 22.000 mujeres el 74% accedieron por primera vez a licencia de maternidad y el 69% reportó un mejoramiento en su calidad de vida.

  • Se relanzó Aliadas, una aplicación móvil para el fortalecimiento de derechos entre las trabajadoras domésticas e información de utilidad económica.

  • Por lo menos 30 mujeres han participado en ciclos de formación con temas como limpieza de áreas y superficies, manipulación de alimentos, finanzas personales y cuidado saludable, gracias al acompañamiento de la Unión de Trabajadoras Afrocolombianas del Servicio Doméstico (Utrasd), en alianza con Eafit, Comfama, el SENA, la Fundación Bien Humano y la Escuela Nacional Sindical.

    Octubre de 2022, Bogotá, Colombia

facebook2     Hablemos de Empleadas Domésticas

 

twitter2    @Empleadas_hogar

 

telefono2     57 + 3108450654.

 

e-mail2    trabajodomestico.colombia@gmail.com

logo